17 de mayo de 2017

¿Hay hambre? Marchando una cabecita de cocodrilo

Que los chinos se comen todo lo que se mueve ya lo sabemos hace tiempo. Y en su variada dieta no podía faltar el cocodrilo o, mejor dicho, su cabeza.

Este plato adquirió cierta notoriedad al ser presentado en un concurso de cocina en el año 2006. Desde entonces ganó gran popularidad entre la población del país asiático.


Se vende en los mercados junto a las sardinas, y se lo comen así bien rustidito. Estos chinos no hacen ascos a nada eh?

1 comentario :

  1. existe la negada teoría (otra cosa sería si hubiesen llegado occidentales altos, rubios y de ojos azules por nuestras alienadas y acomplejadas costas a través del mar) que parte de nuestra cultura ancestral es de origen chino y que por eso ¡¡también!! nosotros comemos todo lo que se mueve.

    al menos tengo la seguridad (eso creo, espero que sí que nunca se sabe) que nosotros no hemos llegado a comer cabezas de cocodrilo.

    la verdad es que nadie debería comerse a los cocodrilos porque no hay muchos y pueden extinguirse.

    saludos.

    ResponderEliminar

Despáchate a gusto. Estás en tu casa.